11/7/17

Que todo es regalado, acuérdate,





Que todo es regalado, acuérdate,
que en mucho has de tener, más allá
de ti, cualquier amor, cualquier indicio
de amistad, de misterio compartido.
Vivimos de milagro y eso es suficiente.
Es cierta la belleza aunque lacere,
sobrecoja, remanse y niegue el tiempo.
Que es de admirar por junto, de parte
a parte, lo pasado y lo por venir,
de plenitud en plenitud. Si bien
una sola constancia bastaría. Una sola.
Que de tanto contento no se te acaben
estos días si deja de alumbrar el sol,
que dejará. Actúa como si no lo supieses
y, ante lo inevitable, como fuere razón.



FERMÍN HERRERO. Sin ir más lejos. Hiperión, Madrid, 2016
XXXII Premio Jaén de Poesía.
Premio nacional de la Crítica.








No hay comentarios:

Publicar un comentario